Breaking News

Alibaba despide a una supuesta víctima de agresión sexual por parte de un supervisor

El consorcio chino Alibaba Group, dedicado al comercio electrónico, despidió a una empleada que el pasado julio acusó a su entonces jefe de acoso sexual y violación por haber difundido información supuestamente falsa, afectando la reputación de la empresa, informó este domingo The Wall Street Journal.

El 25 de noviembre, la supuesta víctima, conocida solo por su apellido Zhou, recibió la notificación de despido, argumentando que había violado el código de conducta interno de la empresa al difundir información falsa.

El despido de la mujer se anunció por primera vez la noche del sábado en el diario estatal chino Dahe Daily. La noticia se hizo viral en Weibo, el sitio web de redes sociales propio del país asiático, donde el ‘hashtag’ relacionado con el suceso había sumado más de 660 millones de clics hasta la noche del domingo.

A finales de julio, después de supuestamente ser abusada por su superior, Wang Chengwen, la mujer publicó una revelación de 11 páginas sobre el incidente en el foro de discusión de la empresa. Zhou narró cómo la habían obligado a tomar más de la cuenta durante una cena corporativa hasta caer en estado de ebriedad. La mujer afirmó haberse desmayado y cuando se despertó, se encontró acostada con su supervisor en una habitación de hotel. 

En relación con lo sucedido, la portavoz de Alibaba señaló que la empresa había creado un equipo especial para investigar el caso de abuso sexual y que estaba cooperando con la policía. El supervisor involucrado fue despedido, anunció a principios de agosto el director ejecutivo de Alibaba, Daniel Zhang.

Sin embargo, las autoridades chinas archivaron en septiembre la denuncia de Zhou, alegando que las acciones de Wang no llegaban a calificarse como delito. Los agentes comprobaron que el hombre estuvo involucrado en «actos íntimos forzados», pero afirmaron no haber encontrado pruebas de violación. Como resultado, Wang fue detenido por tan solo 15 días.

Algunos usuarios de las redes sociales chinas aplaudieron la noticia del despido, condenando a la extrabajadora por acusar al hombre, a quien consideran, inocente. Anteriormente, a finales de noviembre, un directivo de Alibaba, de apellido Li, presentó una denuncia por difamación contra Zhou.

No obstante, muchos otros internautas se opusieron a las críticas, recalcando que la policía confirmó que la exempleada sufrió abusos sexuales.

«¿Cómo es posible que los «actos íntimos forzados» no sean suficientes para ser tipificados como un delito? ¿Qué clase de mundo es este?», escribió un usuario de Weibo, cuyo comentario obtuvo más de 62.000 ‘me gusta’.

«Espero que algún día la gente deje de insultar a las víctimas y abusar de ellas, teniendo en cuenta que nuestra sociedad está enfrentándose a casos de agresión sexual, y que haya más atención y preocupación al respecto», manifestó la exempleada de Alibaba.

El caso de Zhou desató un debate sobre la presencia de la conducta sexual inapropiada en los lugares de trabajo y empujó a varias grandes empresas chinas a establecer nuevas políticas contra el acoso sexual.

Fuente: RT

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.