PREVENCIA

Seguridad | Salud | Prevención

Anuncian la muerte de John Magufuli, presidente de Tanzania

Tanzania ha confirmado el miercoles 17 de marzo la muerte del presidente John Magufuli, que no había sido visto en público durante más de dos semanas. El anuncio lo hizo a través de la televisión estatal la vicepresidenta del país africano, Samia Suluhu Hassan.

El mandatario africano, de 61 años, falleció en un hospital por una complicación cardíaca.

Tanzania ha confirmado el miercoles 17 de marzo la muerte del presidente John Magufuli, que no había sido visto en público durante más de dos semanas. El anuncio lo hizo a través de la televisión estatal la vicepresidenta del país africano, Samia Suluhu Hassan.

El mandatario, de 61 años, ha muerto la tarde de este miércoles de una afección cardíaca en el hospital de Mzena en la ciudad de Dar es-Salam, en la costa este del continente africano.

Magufuli, que en 2015 se convirtió en el quinto presidente de la república, era conocido por su escepticismo hacia la pandemia. Desde el pasado 27 de febrero no había sido visto en público, lo que desató rumores sobre su supuesta infección con covid-19. Sin embargo, las autoridades del país han negado esta información.

Desde la semana pasada, la Policía de Tanzania ha arrestado a cuatro personas, supuestamente, por difundir rumores falsos sobre la enfermedad del líder político, informa Reuters.

Según la Constitución de Tanzania, la vicepresidenta Hassan debería asumir la presidencia durante el resto del mandato de cinco años que Magufuli que estrenó en 2020 tras ser reelegido. De esta forma, Hassan se convertirá en la primera mujer que preside la nación africana.

La ‘derrota’ del coronavirus

Según datos de la OMS, Tanzania dejó de proporcionar datos sobre el número de infectados y fallecidos en mayo del año pasado, momento en que contabilizaba 509 casos confirmados y 21 muertes por el covid-19.

El propio Magufuli había negado en repetidas ocasiones la presencia en el territorio nacional del coronavirus, porque —dijo— fue derrotado con la ayuda de Dios. Asimismo, calificó la vacunación de conspiración occidental.

Al principio de la pandemia, Magufuli desestimó la gravedad del coronavirus en Tanzania, instando a sus ciudadanos a «rezar para eliminar el coronavirus», creyendo que «el virus satánico no puede vivir en el cuerpo de Jesucristo» y culpando al creciente número de casos positivos a kits de prueba defectuosos.

En junio, afirmó que su país había erradicado el coronavirus «por la gracia de Dios», cuestionó la seguridad de las vacunas contra el covid-19 extranjeras y no hizo ningún plan para conseguir vacunas para su país, sino que presionó por el uso de hierbas medicinales y tratamientos con vapor.

Fuente actualidad.rt.com

Compartir