Breaking News

Biden el presidente más proaborto de la historia, según informe del Consejo de Investigación Familiar

El presidente demócrata Joe Biden, en sus primeros 100 días de gobierno ya es considerado como el presidente estaodunidense más proaborto de todos los tiempos, desplazando del podio a su predecesor Barack Obama.  

Un nuevo informe del Family Research Council (Consejo de Investigación Familiar), detalla cada una de las acciones tomadas desde su primer día en el cargo en favor de difundir el aborto. Esto incluye desde detener las regulaciones de seguridad de la FDA sobre medicamentos abortivos hasta obligar a los estadounidenses a apoyar a los grupos empresarios abortistas internacionales con millones de dólares de sus impuestos.

“Se ha hecho evidente que el llamado del presidente Biden a la unidad y la curación el primer día de su presidencia no fue más que una distracción retórica, ya que ha exigido conformidad con las políticas y prioridades que amenazan con llevar a Estados Unidos a la izquierda en proporciones históricas”, dijo Tony Perkins, presidente del Family Research Council.

Según el informe actualizado, hasta el momento se detectaron por lo menos 32 acciones directas emitidas por la administración Biden destinadas exclusivamente a atentar contra el derecho a la vida de los bebés por nacer, la familia y la libertad religiosa.

En sus primeros días en el cargo, Biden emitió una orden ejecutiva para restaurar la financiación de los contribuyentes a la Federación Internacional de Planificación de la Familia, también a Marie Stopes International, la enrome cadena de abortos con sede en Gran Bretaña y otros grupos de abortos. 

Biden  también tomó medidas para restaurar la financiación del Fondo de Población de las Naciones Unidas, un grupo vinculado a los abortos y esterilizaciones forzosos al las mujeres uigures en China. Su acción dejó sin efecto a varias de las órdenes ejecutivas pro-vida del presidente Donald Trump que, por el contrario, desfinanciaron a estos grupos de abortos de cientos de millones de dólares de impuestos estadounidenses.

En el mes de abril, la administración Biden también fue contra los logros de Trump, revirtiendo otra acción provida que prohibió la financiación de los contribuyentes para investigaciones utilizando partes del cuerpo de bebés abortados. Tras la nueva orden de Biden, los dólares de los impuestos estadounidenses se pueden usar nuevamente para financiar experimentos grotescos, como implantar el cuero cabelludo y los dedos de bebés abortados en ratones para que los científicos los estudien, quien sabe para qué perversidad.

Pero quizás la acción más atroz y que tendrá mayor impacto hasta el momento, es que la   administración Biden dejó de hacer cumplir las regulaciones de seguridad de la FDA para los medicamentos abortivos. Ahora, la industria abortista podrá comercializar las drogas abortivas por correo sin siquiera tener contacto directo con el comprador, tal como reportó Breitbart unos días atrás.

El fármaco abortivo  mifepristona, que ahora es de venta libre y de manera remota, ha sido vinculado con decenas de muertes de mujeres y miles de complicaciones graves. Los líderes provida advirtieron que la acción de Biden pondrá en riesgo la vida de las mujeres y los bebés no nacidos.

Según el Family Research Council, la administración de Biden hasta ahora ha permitido que casi 480 mil millones de dólares en fondos de los contribuyentes, estén a disposición para subsidiar abortos y negocios relacionados con esa industria.

Entre los beneficiados se encuentra la mayor empresa abortista del mundo Planned Parenthood y tantas otras firmas más pequeñas pero igual de dañinas.

El rol de Biden contra los valores tradicionales de la familia y la religión también han sido lamentables, actualmente, Biden está presionando al Congreso para que apruebe la polémica Ley de Igualdad, la cual eliminaría, entre otras cosas, las protecciones de conciencia para los trabajadores médicos provida y crearía un “derecho” a exigir un aborto.

A principios de este mes, su administración también puso fin a la Comisión de Derechos Inalienables, un panel establecido por la administración Trump para defender la libertad religiosa en todo el mundo.

Travis Weber, vicepresidente de política y asuntos gubernamentales del Family Research Council, ha resumido en pocas palabras los primeros 100 días en el gobierno del presidente Biden diciendo: 

“Los  primeros 100 días de Biden en el cargo han estado marcados con acciones radicales, agresivas, contra la vida, contra la familia y contra la libertad que han dividido aún más a nuestra nación”.

Fuente Andrés Vacca– BLes.com

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *