PREVENCIA

Seguridad | Salud | Prevención

PREVENCIA > Empresa > Denuncian a Ferrero y a Nestlé por intoxicación alimentaria en Francia

Denuncian a Ferrero y a Nestlé por intoxicación alimentaria en Francia

2 minutos de lectura
Read Time:1 Minute

Así lo anunció la ONG Food Watch después de que a partir de marzo se declararan varios casos de intoxicación por la bacteria E.Coli, en el caso de las pizzas precocinadas, y de salmonela en el de los chocolates.

Dos demandas penales fueron presentadas hoy en Francia contra los gigantes de la alimentación Ferrero y Nestlé debido a los casos de intoxicación grave por la ingesta de productos de chocolate Kinder (Ferrero) y de las pizzas congeladas Buitoni (Nestlé).

Así lo anunció la ONG Food Watch después de que a partir de marzo se declararan varios casos de intoxicación por la bacteria E.Coli, en el caso de las pizzas precocinadas, y de salmonela en el de los chocolates.

Hasta momento, se han contabilizado 56 personas enfermas -con una media de edad de siete años- por haber ingerido productos de Buitoni. De entre ellos, dos niños murieron después de comer la gama de pizzas.

Asimismo, 81 personas resultaron contaminadas con salmonela -con una media de edad de cuatro años- por culpa de los huevos Kinder de Ferrero, de las que 22 tuvieron que ser hospitalizadas.

“Exigimos que se investiguen a fondo los dos asuntos y se depuren responsabilidades lo más rápido posible para que las víctimas tengan respuestas a sus demandas legítimas”, urgió en un comunicado difundido por Food Watch el abogado François Lafforgue.

La ONG precisó que el objetivo también es “terminar con la impunidad de las multinacionales”.

La fábrica de Buitoni en Caudry (norte de Francia) fue objeto de una prohibición temporal de las autoridades para producir pizzas, mientras que la planta de Ferrero en Arlon (Bélgica) fue cerrada y se prevé que reabra en junio.

Las demandas penales fueron presentadas hoy ante el departamento de sanidad pública del Tribunal Judicial de París por el bufete TTLA en nombre de Food Watch y de varias víctimas alegando siete infracciones graves, entre ellas “falsedad agravada”, “amenazas involuntarias contra la integridad de la persona” y “puesta en peligro a terceros”.

En abril, cuando estalló el escándalo, la Fiscalía francesa ya había anunciado una investigación por “homicidio involuntario”, “falsedad” y “puesta en peligro a terceros” por la muerte de los dos niños por la ingesta de pizzas FraIch’Up (Buitoni). 

Fuente Forbes

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.