Las aspiradoras inteligentes podrían recolectar más que polvo; tu privacidad, por ejemplo

0
Compartir

Los mapas de piso de casas guardadas en las aspiradoras inteligentes revelan el tamaño y el diseño de una casa, lo que puede sugerir niveles de ingresos y otra información sobre las condiciones de vida.

Los robots domésticos (aspiradoras inteligentes, trapeadores, limpiavidrios, asistentes) han entrado a tu hogar para no salir de él nunca más, al menos eso es lo que creen las empresas que desarrollan estos dispositivos inteligentes, un mercado valorado en casi 8,000 millones de dólares y que podría crecer a los 19,000 millones en los próximos cinco años, según la consultora Mordor Intelligence.

“Con el concepto de hogar inteligente en rápido crecimiento, se espera que la robótica desempeñe un papel crucial en el ecosistema general del hogar inteligente”, destacó dicha consultora.

Pero, acotó, “los costos más altos de adquisición y mantenimiento de estos robots se encuentran entre los factores importantes que desafían el crecimiento del mercado”.

Las aspiradoras inteligentes son quizá uno de los robots domésticos más conocidos cuyo uso está más generalizado. Y claro, los usuarios han encontrado ventajas en tener un dispositivo inteligente que aspire el polvo mientras ellos dedican ese tiempo a otra actividad, pero estos aparatos no solo aspiran el polvo, también los datos personales de sus ‘dueños’.

ESET, compañía de seguridad informática, explicó que “para evitar los obstáculos, (las aspiradoras inteligentes) están equipadas con sensores, GPS o incluso cámaras, así como cada vez son más efectivas en aspirar el polvo, también lo son en algo más: recolectar datos personales”.

“Casos como las imágenes filtradas de una mujer sentada en el inodoro plantean preguntas sobre cuánto saben este tipo de dispositivos sobre sus usuarios y, lo que es más importante, qué está enviando a otra persona el electrodoméstico de uso cada vez más común”, advirtió.

La compañía de ciberseguridad refirió que a principios del año pasado “MIT Technology Review adquirió fotos personales de hogares y fotos íntimas capturadas desde ángulos bajos que, según la publicación, fueron tomadas por una versión de desarrollo de la serie Roomba J7 de iRobot, uno de los proveedores de aspiradoras robot más destacados del mundo”.

iRobot confirmó que estas imágenes fueron capturadas por su Roombas en 2020 como parte de un proceso de investigación y desarrollo para su producto que implicó grabar a trabajadores que tenían conocimiento de ello: las imágenes eran enviadas a Scale AI, para nutrir a la inteligencia artificial que ayudaría iRobot a reconocer más objetos y obstáculos.

Desafortunadamente, en este caso, varios trabajadores de Scale AI no respetaron sus acuerdos de privacidad y compartieron las fotos tomadas por las aspiradoras en grupos privados en las redes sociales.

La compañía de ciberseguridad apuntó que “en agosto de 2022, Amazon anunció su intención de adquirir iRobot, lo que generó preocupación en cuento a regulaciones de competencia del mercado y privacidad del acuerdo entre estas dos empresas. La duda principal era sobre qué datos podría recopilar la empresa y con qué fines utilizarlos”.

“La Comisión Europea anunció este mes una investigación oficial sobre el acuerdo para determinar si se convertiría en una ventaja para el negocio de Amazon. ¿Las imágenes recopiladas podrían usarse para mejorar las sugerencias de compra orgánicas y anuncios mejor adaptados basados en datos personales reales?”, cuestionó ESET en un comunicado de prensa.

“Por ejemplo, las aspiradoras robóticas pueden aprender su rutina diaria en función del programa de limpieza que establezca. Del mismo modo, los mapas de piso de casas guardadas revelan el tamaño y el diseño de una casa, lo que puede sugerir niveles de ingresos y otra información sobre las condiciones de vida. Y, por supuesto, una fuga de datos podría revelar imágenes, que incluyen formas de identificar al dueño y donde vive”, comentó Camilo Gutiérrez Amaya, Jefe del Laboratorio de Investigación de la compañía de ciberseguridad en Latinoamérica.

Las versiones recientes de aspiradoras robóticas generalmente mantienen un mapa de la casa y se pueden operar a través de una aplicación de teléfono inteligente. Muchos de estos modelos también cuentan con control por voz, generalmente compatible con Amazon Alexa o Google Assistant. La mayoría de las funciones inteligentes provienen de cámaras, sensores y micrófonos.

“Si se piensa adquirir una aspiradora robot y la privacidad es una preocupación se debería considerar comprar las que dependen de la medición inercial que combina giroscopios y acelerómetros, ya que no necesitan cámaras, láseres o mapeo para funcionar. Sin embargo, el inconveniente es que se mueven de manera menos efectiva que sus contrapartes de gama alta y pueden correr repetidamente por algunas áreas de su hogar”, comentó el investigador de ESET.

¿Qué hacer entonces?

Ante el riesgo de que las aspiradoras inteligentes u otros robots domésticos puedan vulnerar la privacidad de los usuarios, la compañía de ciberseguridad recomendó revisar la configuración de los dispositivos. Por ejemplo, muchos de ellos se pueden configurar para que no envíen datos al servidores del fabricante o se les pueden colocar “paredes virtuales” para que no trabajen en ciertas habitaciones de la casa.

Antes de comprar, los usuarios deben elegir a aquellos fabricantes que favorezcan el cifrado de datos y requieran autenticación de dos factores para acceder a las aplicaciones móviles del robot. También deben elegir un proveedor que ofrezca actualizaciones periódicas para la aplicación móvil y el firmware de la aspiradora.

“La evolución de las aspiradoras inteligentes es un ejemplo de personas que cambian la privacidad por conveniencia. Cuanto más capaces son nuestros dispositivos inteligentes, y cuantos más datos se les permite recopilar, más se entrometen en nuestras vidas; por lo tanto, hay una menor garantía de que alguien mantenga su privacidad completamente intacta.

No obstante, si se considera que las aspiradoras robóticas son demasiado convenientes para evitarlas, entonces es importante ser selectivos con su configuración y los puntos de datos que pueden recopilar es una forma de mantener cierta apariencia de control sobre tu privacidad”, recomendó Camilo Gutiérrez.

Fuente Forbes

Deja un comentario

Descubre más desde PREVENCIA

Suscríbete ahora para seguir leyendo y obtener acceso al archivo completo.

Seguir leyendo